A pesar de las adversidades, clubs como el RC Valencia Centro entrega alimentos de primera necesidad en dos comedores, al comedor de San José que como no pueden comer allí hacen bolsas y se reparten en 3 parroquias y al Cottolengo, que es una residencia de monjitas que tienen a mujeres enfermas y discapacitadas.

#decirhacer